Buscar

La reforma de los organismos internacionales es el inicio de un nuevo orden mundial

La pandemia del COVID-19 ha mostrado las flaquezas del multilateralismo, por lo que es necesaria su reconfiguración. Sobre ello y otros temas de actualidad, la Revista EMBAJADOR conversó con el Dr. Adolfo Laborde Carranco, internacionalista mexicano e investigador de la Universidad Anáhuac.

Adolfo Laborde es columnista del periódico El Heraldo y la revista Forbes de México, cuenta con 13 libros sobre temas internacionales, y es comentarista en varios programas televisivos de su país y extranjeros, como Televisa o CNN. La Revista Embajador realizó una entrevista al doctor para analizar qué sucederá luego de la pandemia.


Tras la pandemia del COVID-19, ¿habrá un nuevo orden internacional?


Ya existe de hecho. Hay una reconfiguración de fuerzas a través del cambio de la transición de poder en el mundo, en donde actores globales como China o Rusia, que acaba de anunciar el descubrimiento de la vacuna contra el COVID-19, los propios británicos, los franceses, etc. y, por supuesto, los países en desarrollo, jugarán un papel importante en esta reconfiguración. Me parece que hacia allá iremos, todo dependerá de la política cerrada del gobierno de Estados Unidos, que ha renunciado a su papel protagónico en el contexto multilateral y de las relaciones internacionales.


¿Salió magullado el multilateralismo?


El que conocemos sí. Hay que recordar que responde a este viejo orden internacional de la posguerra. Han pasado muchas cosas, entre ellas la Guerra Fría, la creación de este unilateralismo que pensamos que existía hasta el 9/11 y que después encontramos otros factores que incidían en las relaciones internacionales, actores no estatales como el terrorismo, los grupos armados como el crimen organizado. Entonces el multilateralismo como lo conocemos ha sufrido cambios. La salida de Estados Unidos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) recientemente, el replanteamiento de la necesidad de reformar la Organización Mundial del Comercio, las Naciones Unidas y otros más, si hablan de una reinterpretación del multilateralismo. Pero esto se tendrá que sustituir por una reforma a los organismos internacionales a la participación de países emergentes y por supuesto a la visión integral de países que los están estableciendo como una alternativa.


¿Cree que la Organización Mundial de la Salud perdió credibilidad?


El tema de la OMS es complejo, porque si bien es cierto vive a través de la donaciones globales, hubo una presión de parte de China para poder controlar la difusión de la información. No hay que olvidar que la OMS tampoco actuó, no declaró la pandemia hasta meses después y eso habla de una presión del poder de China sobre esta institución. Por eso la salida de los Estados Unidos también nos habla de esta nueva reconfiguración multipolar de las relaciones internacionales.


Director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus.


¿Qué se puede esperar de la comisión formada por la OMS para investigar el origen del Coronavirus?


Esta comisión tiene un sesgo. Hay que recordar que los países que dan más apoyo, más recursos, más donaciones a los organismos internacionales, toman decisiones mucho más abrumadoras con respecto a diferentes temas y la OMS no es una excepción.


Con la salida de Estados Unidos les deja el camino abierto a China y, por supuesto, tendrán que establecerse los criterios para esta nueva cooperación internacional en vías de hacer masiva la vacuna en caso que se convierta esto en una realidad y ver también los intereses económicos que los países están estableciendo a través de ello. Los chinos han dicho que sería un bien público, como los rusos, pero vamos a ver las fases de la comercialización una vez que estas vacunas estén listas.


CAMBIOS EN CHINA


¿La nueva Ruta de la Seda es una cooperación de China para el mundo o una estrategia geopolítica?


La Ruta de la Seda es un instrumento de China de la nueva gobernanza global. Lo están haciendo a través de este mecanismo de cooperación para dotar de capacidades electrónicas, tecnológicas, de infraestructura, de recursos financieros, que dicho sea de paso provienen de esta política mercantilista de exportar mucho e importar poco, que le ha dado un excedente comercial a China, que le permite hacer este tipo de estrategias en el contexto de la cooperación.


En un principio se creyó que sería un plan limitado a su esfera de influencia, como lo puede ser Asia, sin embargo la Nueva Ruta de la Seda se ha extendido a Europa, América Latina (Brasil quiere estar ahí) y algunos países de Centroamérica, el propio México ha mostrado simpatía por el programa.


También hay que recordar que el nuevo estilo de estar o de tener presencia, dejar sentir su política internacional, es parte de esta cooperación, la cooperación sanitaria y China no ha dejado pasar esta oportunidad. Hay que recordar que África, un continente olvidado, que ha pasado por una gran cantidad de procesos de colonialismo o neocolonialismo, ahora le abre las puertas a que China pueda entrar y cooperar, ya varios estados son parte integral de este proyecto, que es de largo plazo.


Hay que recordar que Xi Jinping logró modificar las reglas y los procedimientos del Partido Comunista, en donde ya le permiten una infinidad de reelecciones en el seno del Buró Político y la Ruta de la Seda, repito, es parte de esta estrategia integral, de una expansión geopolítica, geoeconómica y geoestratégica.



¿El reciente choque entre India y China está relacionado con el “collar de perlas”?


La relación entre China y la India no es nueva. Se da en el contexto de la correlación de dos hegemones regionales que aspiran a ello y también por la gran cantidad de conflictos fronterizos que se dan por el Tibet, por Cachemira y ante el crecimiento exponencial de China en el contexto regional. Ya hubo una guerra, donde los indios reaccionaron en los 60´s y pidieron la paz.


El problema es que los dos tienen armas nucleares, eso no se ha considerado y por lo tanto también hay que esperar que esto se convierta en un juego de suma cero, en donde seguramente, como ya lo hace China en el contexto de la Ruta de la Seda, le da cooperación y mucho dinero a Pakistán, lo dota de capacidades económicas y de infraestructura para golpear. Son guerras indirectas, a la propia India. También hay que ver con los demás estados pequeños como Bután o Nepal, que quieren contrarrestar la influencia de la India.


No hay que olvidar que hace tiempo se estableció una estrategia que está en marcha, que no se ha desarrollado, en donde la India ha tenido una cierta política de tibieza, que se le denomina el proyecto Indo-Pacífico y en el Mar Índico empieza esta frontera ante la Ruta de la Seda, que podría extenderse a un esquema de seguridad y cooperación, para poder detener la influencia y el avance de China.


Habrá que ver cómo se comporta, pienso que dará pauta a la estrategia de establecer nuevas alianzas internacionales que va a responder a la propuesta de la Ruta de la Seda y de la nueva gobernanza al estilo chino.


NUEVA ETAPA EN ESTADOS UNIDOS


¿Qué perspectivas ve en las próximas elecciones norteamericanas?


Las elecciones serán muy competitivas, impactan a todo el mundo. Hay una posibilidad que el señor Trump ya no esté al mando de otros cuatro años de la Administración de los Estados Unidos, gracias al temible problema del coronavirus que ha impactado en la vida sanitaria y económica, aunado a una serie de problemas raciales, migratorios y una gran cantidad de inconsistencias del señor Trump, posiblemente le dé la pauta al señor Biden que acaba de tener como compañera de fórmula a una hija de inmigrantes indios y jamaiquinos, Kamala Harris.


Se ve difícil que Trump repunte –lleva 9 puntos abajo–, pero todo es posible, faltan todavía menos de tres meses y lo más importante es cómo actuará Trump en el contexto global en donde podría desencadenar un conflicto para poder revertir la tensión del COVID-19 hacia un enfrentamiento con otros países, como ya lo estamos viendo en el contexto de la llamada “Nueva Guerra Fría 2.0” con China, y posiblemente la colisión con otros estados, con los cuales tiene algunas pugnas, como es el caso de Venezuela.


SUCESOS A NIVEL MUNDIAL


¿Ve algún papel de Rusia en la postpandemia?

Rusia ya está en esta carrera de protagonismo global, con la carrera sanitaria de la vacuna. Ha tenido una nueva serie de estrategias de ubicar en el centro del equilibrio de poder a los problemas globales, sanitarios. Es una potencia nuclear y con esto de la vacuna podría hacer que el mundo vea a Rusia como una opción científica, de demostrarse. Está tratando de recuperarse de la tremenda crisis que tuvo producto del bloqueo económico europeo, luego del conflicto de Crimea con Ucrania y el tema del gas con sus principales socios europeos.

Desafortunadamente, el COVID-19 pondrá de manifiesto la debilidad de la economía rusa, que está inspirada en el sector energético, petrolero, de gas. Rusia está enfocando sus recursos científicos para poder tener un papel importante en el contexto de la gobernanza global.


¿Qué lectura otorga a la explosión en Beirut?


La bomba y todas las protestas son parte de un proceso de descomposición económico. Confluyen muchos intereses en la región. El tema del establecimiento de una base de operaciones de Hezbollah y que de alguna manera tiene que ver también con este equilibrio de poder en la región. El apoyo de Irán a este grupo, hace del Líbano un blanco de todos los actores regionales.


Israel no permitirá que de ahí se puedan establecer las estrategias para agredirlo. Hay que recordar que uno de los principios de Irán es destruir al Estado de Israel y eso pone en jaque a los vecinos y en donde tradicionalmente han operado algunas milicias que atentan contra la seguridad regional y la integridad del Estado judío.


¿Cree que la comunidad internacional podrá detener la escalada del conflicto libio?


Hay una gran cantidad de etnias y de grupos que se están peleando el poder. Desafortunadamente, gracias a la intervención de Francia y de EE. UU. cuando cae Khadafi, se desmiembra el control, el equilibrio de poder y ahora hay desconfiguración al interior y al exterior. Ya se han manifestado los franceses, los turcos, los egipcios, pero este es un tema secundario, no de menor importancia en un contexto de catástrofe sanitaria mundial.

2 vistas
  • Facebook icono social
  • Icono social Twitter
  • YouTube
  • descarga
  • Icono social LinkedIn
  • descarga

© 2020 Dr. Adolfo Laborde Carranco